El Mercurio, Junio 2009