El dinero no es el único incentivo

Drive, de Daniel Pink, narra un experimiento realizado en el MIT que desafía las leyes del comportamiento.

La premisa “Si recompensas obtienes más de lo que quieres, si castigas obtienes menos de lo que quieres”, es destruída por el autor con pruebas empíricas realizadas a estudiantes del MIT, donde les pidieron realizar distintos desafíos físicos e intelectuales y les explicaron que si los hacían tendrían una recompensa, si los realizaban bien obtendrían un premio mediano y si lo hacían muy bien, tendrían una gran recompensa, el clásico sistema de motivación de una organización que recompensa al mejor, ignora al de menor rendimiento y el del medio gana un poquito.

El descubrimiento fue contrario a todo resultado esperado. Cuando se trataba de una prueba de habilidad mecánica, estos incentivos funcionaban como se esperaba, pero cuando la tarea exigía habilidades cognitivas más allá de las elementales, la mayor recompensa conducía a un rendimiento inferior.

Conclusión, la teoría de la zanahoria y el garrote no sirve cuando se trata de tareas más complejas.

Para conocer más detalles te invitamos a ingresar a: http://bit.ly/cBFMe6 donde podrás ver un video explicativo de su planteamiento.